Consejos para ser más productivo

© Adan Vielma / Dollar Photo Club

Generalmente, cuando queremos ser productivos invertimos toda nuestra energía y apostamos a que mientras más tiempo le dediquemos a trabajar más productivos seremos, pero nuevas investigaciones han aportado datos que están cambiando la forma en que la gente se organiza.

Ser más productivo no es cuestión de ganas

Lo primero que tenemos que entender es que toda nuestra fuerza de voluntad, por mucha que sea, no es suficiente. Hay estudios que demuestran que la fuerza de voluntad se nos puede agotar, así que insistir en seguir intentándolo o intentarlo con más ganas no sirve, lo mejor es un método distinto.

 

No pospongas las tareas, ¡empieza ya!

Lo primero es… ¡Empieza! Ya sé, ya sé… es obvio que tienes que empezar, pero lo que han demostrado unos estudios es que, mucha gente retrasa comenzar una actividad porque al pensar en ella nuestro cerebro visualiza las partes más complicadas que deberá llevar a cabo y eso lo lleva a posponer sus obligaciones, y a distraerse revisando el correo electrónico, Facebook, Twitter, etc. Para nuestra fortuna, nuestra mente cuenta con algo que se llama “El Efecto Zeigarnik” que nos hace sentir mal por no terminar algo que empezamos. Así que si empiezas una tarea o actividad, tu mente te hará sentir que tienes que terminarlo y no te dejará en paz hasta que lo hagas. Así pues… ¡Empieza!

 

Manejo del tiempo y productividad

Ok, bueno, pues ahora hablemos del manejo del tiempo. Estamos acostumbrados a dedicarle todo el tiempo que podemos a lo que tenemos que hacer, pero en vez de trabajar más horas seguidas hay que trabajar de manera deliberada, enfocando la atención en las tareas más difíciles y por partes, es decir, en vez de diluir todo tu esfuerzo durante muchas horas al día, concentra toda tu atención con intensidad durante periodos de 90 minutos, seguidos por un descanso de 20 minutos. En vez de apostarle todo a tu fuerza de voluntad, organíza tu horario de forma metódica y verás resultados enseguida.

“¡AH, claro!”, me dices “¿Y cómo hago yo para desarrollar una rutina así?” Bueno, pues aquí está cómo:

 

Sigue estos sencillos consejos para ser más productivo

  1. Algo fundamental ¡FUN-DA-MEN-TAL! es ponerte una “Fecha Límite”. Anóta la fecha límite para la cual debes conlcuir tu tarea o actividad en tu calendario y es mucho más probable que termines lo que tengas que hacer.
  2. Además haz lo que se llama una “Gráfica de Responsabilidades”, así: en una hoja traza dos columnas, en la primera escribe el tiempo que le vas a dedicar a una tarea, digamos 90 minutos, y en la otra, escribes todos lo que lograse hacer en ese periodo de tiempo. Esto te va a permitir evaluar tus actividades de manera realista y no a ponerte metas irreales que, al final cuando no las logras, sólo te bajan el ánimo. Curiosamente, esto también te hace distraerte menos.
  3. No hagas Multitasking, muchas tareas al mismo tiempo, porque, aunque a ti te parezca que avanzas más, hay estudios que comprueban que quienes hacen muchas cosas al mismo tiempo, avanzan menos. Ya lo dice el dicho ¿no? “El que mucho abarca poco aprieta” pues ahí lo tienes, con dicho y todo.
  4. Mejor haz esto, el “Plan de Acción” la noche de hoy prepara una lista con todas las tareas que te gustaría terminar mañana. Y ya que estás haciendo tu Plan, divide cada una de tus tareas en pequeñas actividades, a tu cerebro le parecerán menos complicadas y le resultará más fácil comenzar. Por ejemplo, en vez de escribir “Limpiar la casa”, escribe, “Sacar la basura; lavar los platos; barrer la sala; etc”.

Si tienes una meta clara en mente y un buen plan de acción, tu productividad volará por los cielos.

Pruébalo y cuéntanos cómo te fue.

Suerte y hasta la próxima.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.